Pocos días para salvar las profundidades marinas

Animales increíbles que viven en las profundidades de los océanos están siendo destruidos por enormes redes de pesca que capturan o aplastan todo a su paso. Pero en unos días, el Parlamento Europeo podría votar para proteger uno de los más preciosos hábitats de aguas profundas del mundo y tenemos que darles el mandato público para hacerlo.

Intereses pesqueros, sobre todo en Francia, están tratando de sabotear una propuesta para prohibir los tipos de pesca de aguas profundas más destructivos en el Atlántico Nororiental y miembros del Parlamento Europeo aseguran que necesitan tener el apoyo de los ciudadanos detrás de ellos para llevar esto adelante. Si nos unimos ahora podemos asegurarnos de que este frágil ecosistema recibe el plan de rescate que necesita. Vamos a mandar a los diputados una ola de apoyo para que puedan mantenerse firmes.

El 10 de diciembre los diputados del Parlamento Europeo podrán votar para prohibir las formas más destructivas de pesca en aguas profundas en el Atlántico Noreste.

El océano profundo es el hábitat más grande del planeta, está lleno de una gran variedad de vida marina única, incluyendo los corales y las esponjas que viven desde hace miles de años. Pero los arrastreros de fondo de aguas profundas los están destruyendo, arrastrando gigantes y pesadas redes, fijadas a unos cables y a unas planchas de acero de más de 2 toneladas cada una a través del fondo del mar, para atrapar a un pequeño número de peces de bajo valor. ¡Es como talar un bosque para coger unas cuantas ardillas!

Más de 300 científicos se han unido para decir basta a esta destrucción ciega y costosa, que está subvencionada por el dinero de los contribuyentes. Pero la codiciosa y gran industria pesquera ha conseguido amarrar parte del apoyo político para oponerse a estos esfuerzos y algunos miembros del Parlamento nos han dicho que podríamos perder esta batalla si no tienen un fuerte mandato público para defenderse.

Vamos a asegurarnos de que tengan lo que necesitan antes de esta votación histórica. Si nos unimos en este momento para alzar nuestras voces, podemos asegurar uno de los más maravillosos hábitats oceánicos del mundo sea protegido. Firma la petición y compártela con todo el mundo.